Cuando un viaje se tuerce, mejor quedarse en casa.

1- El viaje es un sueño desde hace 2 años que se cancela 1 mes antes – ya está, suficiente, ¡no sigas!
2- Decides hacerlo con un amigo un poco desastre
3- El amigo, en realidad es un capullo y te deja tirada cuando ya estás en la silla del avión
4- Te vas sola a un albergue y no te dejan dormir
5- En pleno verano te cae una granizada del copón
6- Descubres que tu compañera no va a volver a casa y tu gata se ha quedado sola.
7- El hijodelagranchina de tu amigo vuelve a dejarte tirada
8- Te cambian de habitación a cada noche sin razón aparente
9- En una metrópolis llena de rascacielos terminas en medio de árboles tan altos como los edificios para alquilar una bici en el “quintocoño”, pero el sitio de alquiler está cerrado.
10- y sigue lloviendo… lo más gracioso es que uno de los motivos para cancelar el viaje por primera vez es que en Europa, hace mucho calor en verano.

Acabo de cambiar de habitación por 3º vez y me ha entrado la risa tonta, mientras llueve torrencialmente y suenan las campanas.

Anuncios